Por qué las redes sociales son importantes para las empresas?

 

Las redes sociales son unas webs que permiten a las personas y a las organizaciones relacionarse y compartir un espacio común en internet. Comparándolas con el mundo real (offline), serían como lugares públicos a donde puede acudir cualquiera para hablar con sus amigos, manifestar sus gustos y recibir o difundir información. Están consideradas como el fenómeno tecnológico de los últimos años. Las más populares, es decir, las que tienen más usuarios, son Facebook y Twitter.

A continuación explicaremos los principales motivos por las que son tan importantes para una empresa:

Crear una comunidad

Es quizá la mejor aportación de las redes sociales. Para un negocio tiene un enorme valor el poder reunir en un mismo sitio a, si no todas, una buena parte de las personas con las que mantiene algún tipo de vinculación. Pueden ser clientes, admiradores, fans, amigos, oyentes, competidores, proveedores... Eso le permite asistir a las conversaciones que se generan alrededor de su marca y, algo aún más interesante, participar en ellas.

Escuchar y responder

El concepto de comunidad incluye la posibilidad de que las empresas se comuniquen, de forma directa y sin intermediarios, con su público. Ese recurso, bien utilizado, aporta beneficios. Por ejemplo, se puede emplear para recabar opiniones en relación con un nuevo producto lanzado al mercado o para resolver las quejas sobre un servicio. Ese diálogo, conocido como “feedback”, puede ayudar también a que los internautas sientan más cercanas a las compañías.

Hacer marketing

Dado su sistema de funcionamiento, los medios sociales son el territorio ideal para la promoción. De hecho, ofrecen herramientas destinadas a facilitar la difusión de un mensaje, como es el caso de las que sirven para compartir, retuitear, comentar o marcar un “Me gusta”. Por lo general, cuanta más calidad y originalidad posean los contenidos aportados por una empresa, mayores opciones tendrán de expandirse como un virus por esas comunidades virtuales (de ahí el llamado efecto viral). Se trata de que sean los propios usuarios los que recomienden una marca. Así se practica el marketing, y además a bajo coste.

En resumen, las redes sociales representan una oportunidad de desarrollo para las empresas, pues, explotadas adecuadamente, les permiten ganar clientes y abaratar sus campañas de comunicación, entre otras ventajas. Es evidente, por tanto, la importancia de esas plataformas digitales para las organizaciones, que cometerían un error si renuncian a planificar una estrategia para participar en ellas.